Producción de trigo llegó al 30 por ciento frente a la demanda de 700 mil toneladas

Llegando a los 25 años consecutivos se realizó el Día Nacional del Trigo con el objetivo de promover un escenario para demostrar las tecnologías avanzadas existentes; para mejorar la productividad del cultivo e incrementar las cantidades de producción y así lograr la seguridad alimentaria con soberanía y “así dejemos de depender de las importaciones”, según los productores de oleaginosas y trigo Anapo, que este año realizaron una vez más esta muestra ferial.Según datos, Bolivia tiene un requerimiento inferior a las 700 mil toneladas de trigo requeridas para su consumo y la producción en la última década llegó a cubrir casi el 50%; sin embargo en la gestión 2018 la producción llegó a cubrir solo el 25% en el departamento de Santa Cruz y en el interior del país el 5%, llegando solo al 30% de la demanda.Durante el evento el Presidente de la Cámara agropecuaria del Oriente CAO, Fredy Suaréz sostuvo que es importante llegar a cubrir la demanda interna en la producción de trigo, porque se avecina la subida creciente de precios y según datos de la FAO y por ello hay que trabajar más para no depender de este alimento.

Suarez, destacó que pese a la adversidad los productores se arriesgan y producen cada día más, para aportar a la seguridad y soberanía alimentaria, pero siguen a la espera de nuevos eventos de biotecnología para ser competitivos con otros países como Argentina, Brasil y Paraguay, que con esta tecnología superan en rendimiento pese al cambio climático.Al referirse a la producción de trigo en Bolivia, el Ministro de Desarrollo Rural y Tierras, Cesar Cocarico sostuvo que mediante esta cartera de estado se viene apoyando en la producción ya que hasta antes se importaba más del 50% de trigo y se logró reducir este requerimiento entre los años 2010 y 2015, pero en los años sucesivos se bajó en producción.

Destacó que el sector haya logrado aportar con el 7.8 del PIB del Producto Interno Bruto en esta gestión, contando para ello con inmensos cultivos en este departamento, generadores de empleos y en otros rubros agropecuarios en el interior del país.

Al referirse al uso de la biotecnología, Cocarico dijo que “necesitamos debatir, teniendo en cuenta la consideración de la genética” para asumir decisiones políticas. Sostuvo que para este propósito se ha contratado consultores para que hagan una evaluación técnica y para “den un visión mejorada” por cuanto se ha anunciado el uso de la biotecnología en Bolivia y se está trabajando también en la normativa que pueda regular a futuro determinaciones, a corto plazo.

Sostuvo que hay que trabajar en este ámbito, por cuanto sin agricultura no hay vida y “los alimentos son prioridad en el gobierno”, acotó.   El precio del trigo será pagado a los productores a Sus 320 la tonelada por la empresa Emapa a fin de garantizar su producción.

Richard Paz Aponte, Presidente de Anapo sostuvo durante el evento a tiempo de presentar el Día Nacional del Trigo en sus 25 años resaltó que mediante esta actividad se inició el plan quinquenal de trigo, mediante la demostración de parcelas demostrativas, con el concurso de las casas comerciales que ofertan productos y servicios para los agricultores y a la que se dan cita en forma masiva más de 4 mil productores que asisten cada año.

Nuevas variedades
Juan Carlos Joaquira de Anapo, sostuvo que para conseguir nuevas variedades se requieren por lo menos de 3 años para ser lanzadas y comercializadas, como este año que se trabajó junto a la empresa brasilera BioTrigo para obtener la variedad “sosegó” que se caracteriza por uniformidad de espigación, tener bastante macollo por planta, de cinco espigas, buen rendimiento, sanidad y es resistente a “roya”, “pericularia” y “mitoporio”.Así mismo frente al cambio climático, otros investigadores como el Ing. Marín Condori realizó la variedad de semilla  “curupaú” que se caracteriza por su, tolerancia al desgrano natural, resistente a la piricularia y otras enfermedades, de rendimiento de 2.5 a 3 toneladas hectárea, la cual está siendo replicada a requerimiento de los agricultores, para luego ser comercializada. El año 2009 iniciaron la investigación y la lanzaron en este evento.

Importación de trigo

El déficit en la demanda de trigo en esta campaña hace que perjudique a los productores por cuanto ocasiona que se importe o traiga trigo de países como la Argentina de baja calidad y se desconoce la calidad del grano, pero a bajo precio, más aún que el gobierno determinó la importación con cero arancel, por cuanto el mayor proveedor de trigo tiene capacidad productiva de 20 millones de toneladas y nosotros apenas llegamos a las 100 mil, y así es imposible competir en igualdad de condiciones, aunque nuestro trigo es mejor en calidad, indicaron profesionales en el rubro.

Además por el déficit se viene importando trigo y harina de origen norteamericano, especialmente para elaboración de galletas de mejor calidad. Sin embargo el trigo que tenemos en Bolivia es el mejor y por ello se mezcla la harina con otras por su calidad.

La primera versión del día del trigo se la efectuó en la propiedad Paraíso de la empresa Fino, ubicada entre Okinawa 2 y 3, donde se hicieron tres versiones. Posteriormente fue trasladado a la propiedad del agricultor Mitsuo Higa, donde se realizó por dos años consecutivos y desde hace 20 años se efectúa en el Centro Experimental de CAICO. (eea)